Respon.cat reúne los primeros ejecutivos de las empresas miembros

2017_26-01_FOTOS_Dinar_Respon.cat_1rs_executius_Santacreu-FerrerS

  • Ha tenido lugar un encuentro de primeros ejecutivos de empresas miembros de Respon.cat, con una intervención de Sergi Ferrer-Salat
  • Santacreu ha anunciado la voluntad de hacer una comida coloquio como ésta anualmente
  • Este espacio de encuentro refuerza el liderazgo de Respon.cat y la creación de la red de empresas

Los primeros ejecutivos y ejecutivas de las empresas miembros de Respon.cat se encontraron ayer en el marco de un almuerzo-coloquio organizado por la asociación, que contó con la presencia de Sergi Ferrer-Salat, presidente del grupo Ferrer, que compartió una serie de reflexiones a los presentes.

Ante un auditorio con representantes de cuarenta empresas miembros, tanto grandes como pymes, Josep Santacreu, presidente de Respon.cat y consejero delegado de DKV Seguros, explicó que Respon.cat ha nacido para ser el organismo empresarial de referencia en RSE en Catalunya y que ya agrupa 63 empresas, grandes, medianas y pequeñas, pero con una gran voluntad de crecer y llegar a todo tipo de sectores y de todo el territorio.

Santacreu justificó el sentido de la comida con primeros ejecutivos y expresó la voluntad de repetirlo anualmente, con el fin de disponer de un espacio donde el primer nivel de dirección de las empresas miembros se pueda encontrar para compartir los anhelos e inquietudes en RSE y para contribuir a hacer asociación. También indicó que el país debe hacer frente a retos muy importantes, tanto de competitividad como de cohesión social, y que las empresas deben saber contribuir a darle respuesta. Finalmente, se refirió a Catalunya como un país de solidaridad, con empresarios y empresarias implicados en la cultura y en la sociedad, pero que tenemos el reto de ir más allá y hacer de Catalunya un Territorio Socialmente Responsable, con una cultura empresarial comprometida en la construcción de un mundo más sostenible y una RSE vinculada a la competitividad empresarial.

Sergi Ferrer-Salat, presidente del Grupo Ferrer, quiso compartir algunas reflexiones que se convirtieron en un alegato contundente en defensa de la ética en la gestión empresarial como factor determinante en la creación de un modelo socioeconómico más equitativo y democrático. Ferrer-Salat afirmó que «es obvio que las empresas deben garantizar la sostenibilidad económica, pero esto debe articularse con un comportamiento ético «, y ha destacado que el «private profit» debe crecer de manera paralela y equilibrada con el «social benefit». Según Ferrer-Salat, la realidad nos muestra que las desigualdades sociales favorecen la aparición de líderes populistas, y éstos acentúan la indignación social. La educación y el acceso a la formación es la fórmula para mejorar la igualdad de oportunidades y alimentar la democracia y la igualdad. Asimismo, consideró como una obviedad que una empresa debe ser rentable y que hay una sostenibilidad económica pero no se pueden sacrificar las otras sostenibilidades: las personas y el medio ambiente. El papel de la empresa es el desarrollo armonioso de la sociedad. La empresa debe decidir ir más allá del beneficio económico y comprometerse con las tres patas del desarrollo sostenible. Ferrer-Salat también hizo énfasis en la igualdad de oportunidades indicando que cuando ésta se rompe se generan muchos problemas para la sociedad, por lo que lo mejor es garantizar el acceso a la educación, ya que cuanto más bajo es el nivel educativo, más fácil es manipular una sociedad.

El presidente de Ferrer concluyó que sólo con la ética empresarial y siendo consciente de tu rol en el país y la sociedad se puede conseguir entrar en un mundo más ético y cohesionado. La consecuencia de esta crisis de la ética empresarial es que finalmente se cuestiona el sistema de libre empresa y el exceso de ostentación de algunos ha repercutido en la reputación general de los empresarios.

Durante el turno de debate, Daniel Ortiz, miembro de la Junta directiva de Respon.cat y director de Relaciones Institucionales del Institut Cerdà, hizo mención a una cierta tendencia «antiempresa» de la que somos testigos en muchos entornos, afirmando que algunas malas praxis empresariales son las que alimentan esta percepción. Ortiz declaró que «es la tarea de las personas empresarias mostrar que una manera de hacer empresa basada en la ética no es sólo posible, sino que la realidad nos muestra que a largo plazo es más sólida y sostenible». Desde este enlace puede acceder a las fotos del almuerzo-coloquio. Entradas relacionadas:

Le podría interesar también

Mercadona aposta pel Voluntariat per la llengua, un recurs per a les empreses

  Mercadona, empresa membre de Respon.cat, entre altres empreses catalanes que han experimentat la formació de parelles lingüístiques. El Voluntariat per la Llengua treballa des del 2010, i al llarg

Mel Muria, millor petita empresa més competitiva

L’Apícola Mel Muria ha estat reconeguda com a millor Petita Empresa més competitiva en la 31a edició dels Premis Pimes. Mel Múria participa en l’edició actual de l’RSE.Pime, un programa

Entrevista a Ester Benach, Fundació Claror

En el marc del dia internacional de la llengua materna, hem entrevistat la cap d’RSE de Fundació Claror, Ester Benach. Fundació Claror, empresa membre de Respon.cat, promou el català com a